Anartxy, Consejos

El anillo ideal

Los anillos son un accesorio imprescindible. Los han llevado hombres y mujeres durante miles de años y en todo tipo de culturas, porque además de ser piezas decorativas muchas veces guardan un significado muy especial como símbolos de compromiso.
Es una pieza que nunca debe faltar en tu joyero y puede decir mucho sobre tu personalidad. Aunque debes seguir siempre tu propio criterio a la hora de elegirlos, te damos algunos consejos para saber qué tipo es el tuyo:

Para dedos delgados son perfectos los anillos anchos y con grandes piedras ya que ayudan a que los dedos parezcan más gruesos. Los anillos delicados se pierden en una mano con dedos muy delgados.
Los dedos cortos necesitan de anillos con diseños estrechos y muy sencillos. Olvídate de llevar anillo en el dedo meñique porque la sensación que da es de un dedo aún más corto.
Si tus dedos son largos estas de suerte. Puedes llevar cualquier tipo de anillo, todos te sentarán bien. Perlas, piedras o figuras extravagantes son perfectas para ti.
Si eres de dedos gruesos decántate por los anillos finos con detalles delicados. Los asimétricos y con formas rectilíneas tienen su punto en este tipo de manos.
Para manos maduras recomendamos anillos gruesos y sofisticados ya que llaman mucho la atención y eso evita fijarse en una mano con arrugas o manchas.
A las manos jóvenes les quedan genial los anillos sencillos y delgados. Lo ideal es combinar varios en un mismo dedo.
– Puedes llevar un anillo estilo argolla sin estar casada, combina con todo, sólo ten la precaución de no ponértelo en el dedo anular izquierdo.
– Evita usar piedras de color con esmaltes de uñas en tonos vivos pues sobresaturará tu look.
– Si tienes uñas muy largas no uses piedras grandes y muchos menos alargadas. Opta por anillos sencillos y elegantes.
– El dedo pulgar puede llevar su propio anillo pero siempre sin piedras.
Encuentra tu anillo perfecto en anartxy, los tenemos de todas las formas, colores y tamaños.

Artículo anterior

También puede interesarte